estanterías de segunda mano

Las estanterías de segunda mano, una solución para cada necesidad

Las estanterías de segunda mano,son una solución para cada necesidad de tu almacén.

Los racks selectivos, son uno de los sistemas de almacenamiento más empleados gracias a su utilidad en la organización de cargas, y a que facilitan el máximo aprovechamiento del espacio en el almacén. Entre las peculiaridades primordiales de esta clase de racks, se halla el que brindan acceso directo a las cargas, lo que contribuye a hacer de las labores de carga y descarga algo considerablemente más fácil y rápido, y los hace una genial opción para el almacenaje de cargas de rotación, así sean estibadas en tarimas, envases o bien contenedores.

Si deseas conocer más sobre esta solución de almacenamiento, te invitamos a que sigas leyendo, puesto que esta vez te hablaremos de las peculiaridades generales de los racks.

Las estanterías de segunda mano, son una genial solución para los almacenajes en los que se requiere la paletización de productos, así sea en tarimas o bien contenedores, y tener simple acceso a ellos para efectuar las labores de carga y descarga. La principal ventaja de este tipo de racks, es que dejan el acceso a cada referencia de paletización, sin precisar mover las otras, y su gran utilidad para amoldarse a todo tipo de carga, sin importar lo más mínimo su peso o bien volumen. Es precisamente por esto, que son una alternativa muy recomendada, en ambientes en los que se requiere un control de stock perfecto.

La forma en que se distribuye un rack selectivo, puede montarse en racks laterales de un solo acceso y racks centrales de doble acceso, cuya altura y separación entre las estanterías, se define desde las peculiaridades del almacén y de los medios de conservación. En los ambientes en que se requiere un máximo aprovechamiento del espacio, la instalación de doble fondo es la opción mejor, en tanto que deja el almacenamiento de más tarimas al ponerlas una delante de otra a cada uno de ellos de los lados del corredor. En los sistemas instalados con doble fondo, se puede acceder de forma directa a las tarimas, más es preciso utilizar máquinas elevadoras de doble fondo, para efectuar las labores de maniobra sin incidentes y de forma segura. Como ya dijimos, la altura y holguras de corredores dependen de las peculiaridades, tanto del almacén como del montacargas y para acotar las medidas más apropiadas, lo idóneo es preguntar a un especialista.

La gran ayuda de las estanterías de segunda mano

El rack selectivo, puede usarse con tarimas o bien contenedores y entre los más empleados, están las tarimas GMA, las de tipo europaleta, las de tipo chep y los contenedores metálicos. Para la manipulación de estos elementos de almacenamiento, es preciso identificar el lado más estrecho para apoyarlo en las vigas de apoyo de forma perpendicular, excepto cuando se efectúan labores de picking, en tal caso, se aconseja la manipulación por el lado más ancho y travesaños de apoyo o bien soporte para facilitar las labores.

Los elementos constituyentes de las estanterias baratas de segunda mano, son los bastidores, formados por dos puntuales con diagonales, pies y accesorios con ranuras pertinentes para acoplar con las vigas, placas de nivelación y anclajes. El fondo de los bastidores, se determina por las dimensiones de la tarima, mientras que la altura entre los niveles, se calcula desde la suma de la altura de la viga y la holgura con la altura de la tarima, incluyendo la carga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *